5/2/07

Poco importan

Hoy no escribe Adelita.

Yo, La Jefa, he usurpado su Blog. Porque ellas andan con resaca aún de la ciber-fiesta del Gaucho, y porque yo pago el ADSL, y me sé la contraseña, y porque estoy harta, y porque me da la gana.


y como no son noticias del todo alegres, quién no quiera seguir leyendo, que pase de éste y se espere al próximo post.

La temporada de caza ya ha terminado, y asisto, otro año más, espantada al exterminio, abandono, desentendimiento y masacre de los fieles animales que son los perros de caza.

Dicen las asociaciones defensoras que unos 50.000 galgos son eliminados cada año, y otros 50.000 perros de las demás razas cazadoras siguen la misma suerte. Yo no lo sé. Desconozco las cifras... y odio las guerras matemáticas. Solo sé lo que veo. Lo que he vivido cada año de mi vida. Aunque solo sean 5.000, ó 500, ó 50, Me da lo mismo. Son demasiados.

Hace unos días una amiga me avisó. E...., hay un galguito blanco abandonado en tal pueblo. Yo le estoy dando de comer, así que podíamos intentar echarle mano.

Ese pueblo (20 km. de la capital) ha estado cinco días aislado por la nieve, y el viernes pasado aún conservaba rastros de ella. Frío, mucho frío. Pobres animales.

Tres horas dando vueltas por el pueblo, por los campos, por las fincas y corrales. Ni rastro. Entre tanto, unos quince perros vagabundos buscándose la vida en el vertedero. Otros tantos campaban a sus anchas por el pueblo. Sucios, mojados... Son perros con dueño, pero sin atención. Cuando hay suficientes, avisan a la perrera-recogida de basuras. Cargan el camión con ellos y... al cielo de los perros.

Corrales llenos de perros con el suelo por cama y el cielo por techo. Granjas llenas de perros ateridos. Parcelas vacías, llenas de perros suplicando una caricia.... perros, perros, perros...

Mientras buscábamos al galguito blanco avistamos otro galgo negro. Un esqueleto aterrorizado, que se ponía de manos en las furgonetas aparcadas y arañaba frenético los cristales ¿le recordaban a la de su hijoputa galguero? ¿a la que le llevó lejos de su "casa"?

No pudimos acercarnos a él. Tan solo dejarle comida y esperar... por si otro día pudiéramos cogerle. Si resiste. Si vive. Si se deja, si tenemos dónde meterle...

El galguito, mi Manolito, apareció. Un poco de comida y fué fácil ponerle un collar. Yo aún no sabía lo increíble que resultaria ser este perrito. Montado en el coche se durmío, descansó feliz por primera vez en mucho tiempo, en ... ¿su vida?

Los paisanos, pues contemplando el espectáculo con burla, sorna, incredulidad ?¿ Me da igual. Ni estoy loca, ni soy una amargada, ni nada por el estilo. Que piensen y se rían todo lo que quieran. Más me reía yo cuando lo llevaba cogido de la correa.

Mientras buscábamos a Manolito preguntamos a por él. "se habrá muerto, porque lleva más de un més por aquí abandonao" "no, al blanco no... pero hay uno negro por ahí hecho polvo", "pues hay otro que le han quitao el collar..."etc. etc.

Tan solo 20 km. nos separan de la capital... y todo un abismo cultural, educacional... la España Profunda. Gentes de mirada torva, oscuros... y corazones de piedra. Los urbanos sentimos cierta satisfacción al considerarnos cada día más Europeos, pero no hay más que alejarse unos pocos kilómetros de las capitales para ver que poco ha cambiado. O quizás mucho ha empeorado. En estos días cientos (¿miles?) de galgos vagan por los campos de Castilla, Andalucía y Extremadura, condenados a una muerte segura, tan solo unas decenas podrán ser salvados. Otros entran en camiones llenos a los centros de exterminio. Y otros muchos encontrarán la muerte de las formas más agónicas, crueles y lentas que su galguero pueda imaginar.

Por suerte mi Manolito acaba de nacer.

Y nada os cuento desde la teoria, o lo que dicen unos, o denuncian los otros. El primer ahorcadero de galgos lo descubrí a los 8 años, en la finca colindante a la urbanización donde vivimos. Y no solo acababan ahí los galgos. Los perritos de la urba que se escapaban en busca de aventuras, si topaban con el guarda, hasta ahí habían llegado. Cada vez que nos adentrábamos en aquella zona, 3, 4, 5,... o más perros pendían de un tronco atravesado. Galgos anónimos, el perro del vecino...

Después de ese ahorcader, siguieron otros. Y otras cosas, que quizás solo vemos quienes vivimos en las zonas de caza.

Este post podría ser largo, larguísimo, porque cuando me pongo a teclear no paro... pero, hasta aquí por hoy.

Y ya me diréis, que éste no es el único problema, que los animales, como las personas, nacen con buena o mala suerte. Que hay otros que sufren, otras cosas que también precisan nuestra atención, otros desastres... claro que sí. Mucho de todo. Pero siempre pienso que tal y como está planteada esta vida, medio mundo debemos acudir al auxilio del otro medio. Sean personas, naturaleza, patrimonio, galgos, o galápagos de los mares del sur.

A mí me ha tocado ésto, pero no me impide intentar ayudar en otras cosas. Ni un problema, me tapa los ojos de otros.
Desgraciadamente.


en fin, amiguitos de Adelita. siento este ladrillo, pero es fácil pasar a otro blog :)))


Achuchones, rascaditas y ... por supuesto ¡¡ muchas galletas !! para todos.

16 comentarios:

Paula dijo...

No es ningún ladrillo, es la única forma que tienes de sacar toda la rabia que sientes, cuando ves esa realidad...
En Argentina está lleno de perros abandonados...lleno...lleno...pero nunca vi un ensañamiento tan grande como lo que hacen aqui los asesinos que cazan...me quedo impresionada al ver tanta maldad...y tanta crueldad y tanto mal trato gratuito... porque no ganan nada a cambio...
No le deseo mal a nadie... simplemente deseo que cada uno reciba en la vida lo mismo que da...ni más, ni menos...lo justo, para bien y para mal... y más de un ser humano no lo soportaría...que h de p…
Yo tambien lo siento.
Paula

Verdi el perro dijo...

che jefa de adelita te agradecemos que hagas lo que haces.
nos gusta manolito.. se lo ve tranquilo al fin..
patita

Jack & Shirca dijo...

Todo lo que pasa es una crueldad pero lo unico que podemos hacer es ayudar.... e intentar que sean menos aunque por uno que pase uno por eso... ya es demasiado.
Se me llenan los ojos de lagrimas cada vez que veo, escucho o me cuentan algun caso...
Gracias a gente como tu.. algunos pueden acabar su vida felices.

Patitas y Lametones!!!

yaves' Jefa dijo...

Hola Corazón. Y lo digo con mayúsculas, porque lo tuyo es todo Corazón. Corazón tan grande para hacer lo que haces, para cuidarles como lo haces, porque tus galgos se ven tan felices porque están a tu lado. Corazón para luchar contra tanta ... como lo diría... tanta mala leche, tanto desprecio por la vida y los seres que la pueblan... tanta mierda...(lo siento, sale de dentro).

Pero yo miro los ojos de mi perro y lo veo feliz, saltándo de alegría, sin miedo a nada. Pienso en quienes lo abandonaron y sé que no le merecían. Y su alegría me hace sentir bien. Igual que tú debes sentirte cuando ves a Manolito feliz y relajado, o a Maria Luisa juguetona, o a nuestra Ade zampando sin mirar de reojo por si...

Sigue luchando, Corazón. Nos necesitan y los necesitamos.

Una abraçada

Buffy dijo...

JefaAde... Joé.. ¿que le digo?...
Ná, es lo mehó.. ná.....pa que?

Solo un guaubeso espesiá.. el mas espesial que este cabesuorejón, peluo, capullo y cascarrabias ha dao a naide en su via...
eso ¡e lo que hay!..
y... un.. sentimiento de cariño ca.... eso si que no se pué desir con letras.
grasias po ser asin... grasias

spooky-van-kenovich dijo...

Bon dia jefa de adelita, estoy probando a ver si me deja

spooky-van-kenovich dijo...

Pues si, me deja, bon dia jefa, hoy con permiso de Spooky, voy a contestar yo a tu entrada, ya que esto es cosa de bipedos.
Soy valenciana por parte de madre y castellana por parte de padre, nunca habia visto un galgo hasta que a los trece años fuimos a conocer a mi familia paterna (por cuestiones que no viene al caso mi padre no tenia demasiado interes en volver a Toledo y nunca habiamos ido)y recuerdo que lo primero que pense es que si los perros estaban tan flacos ¿como estaria la gente?, mi padre de cuando en cuando aun me recuerda este comentario y se burla de mi.
Al margen de eso en Valencia tambien hay cazadores, yo me crie en Buñol (os sonara es el pueblo de la tomatina), donde basicamente la gente tiene dos aficiones, la musica y la caza, mis tios tenian perros para cazar pero eran perros felices, que vivian con la familia, y a los que se trataba igual que a los demas animales, ya fueran gatos o canarios, asi que aun no gustandome la caza (no entiendo porque los humanos no podemos divertirnos sin molestar a los demas)nunca relacione la caza con el maltrato de perros, despues de todo recuerdo a mis tios presumiendo de la habilidades de sus perros, o al suegro de mi hermana con los suyos, en fin no se aprendi a andar cogida del collar de una pastor aleman, y pase todos mis veranos hasta los 17 rodeada de perros y gatos felices, libres, bien alimentados y contentos y algo jartos de la pesada de mi hermana que utilizaba al gatico pequeño (cada verano habia alguno) de bufanda.
A mi primer perro lo cogi con doce horas, era un pastor aleman de pelo largo, desgraciadamente a los dos años y medio me quede con el y tarde diez años en recoger a otro, a Spooky lo rescato una amiga mia de un balcon, fue mi primer encuentro con una realidad que desconocia, llego a casa flaco, lleno de pulgas, mas feo que un pecao y aterrorizado, los primero dias no comia, se escondia en cuanto cogias una escoba o un simple plumero y atacaba a cualquier hombre que hiciera un gesto brusco con las manos. Por suerte en aquel momento estabamos en el chalet de mi suegra haciendo una falla infantil, asi que despues de seis meses de tranquilidad campestre y de paciencia Spooky se habia convertido en un perro sociable, que adoraba a los humanos, odiaba a la mayoria de los perros (supimos que estuvo un años con un caniche que le curraba continuamente) y con el que se podia convivir perfectamente.
Han pasado ocho años, Spooky mantiene su mal caracter, de hecho he tenido que negociar el precio de quitarle el blog por unos minutos, pero como dice su peluquera parece un pomponcito de seda, sigue jugando como un cachorro, y al menos desde mi punto de vista bipedo es feliz, ahora anda durmiendo en su sillon a pata suelta, en fin pido disculpas tambien por este ladrillo, pero los bipedos de cuando en cuando necesitamos desahogarnos, besos preciosa, si la solidaridad moral sirve para algo cuentas totalmente con la nuestra.

Brocco dijo...

Hola, no soy Brocco, sino su jardinera, hoy nos toca hablar a los bipes. Mmmfff, es bromita :P

Me ha gustado eso que dices de que un problema no te tapa los ojos, que no te impide ver los otros, vamos. La gente tiende a llamarte fr'ivola si acudes en defensa de cualquier animal o de la naturaleza en general, porque claro, anda que no hay cosas m'as importantes, mira que habiendo ninos por ahi' que se mueren de hambre y blabla. Me parece un razonamiento tan simpl'on y propio de gente corta de miras que ni se entera de que se retratan con opiniones tan egoc'entricas y especistas, cof, total, que ya paso. A ver, que me digan que puto galguero va a apadrinar un cr'io o ver m'as all'a de sus narices si es incapaz de respetar la vida de los q tiene m'as cerca. Bien por ti y bien por Manolito. Envidia me dais los dos. Ay, y espero que la Ade no le robe los pollos al pobre, que se los merece!

Spooky, por cierto, menuda historia la tuya, majo, no sabia.

Si no tengo un virus, q venga alguien a mirarme el teclao, quiero recuperar mis tildes.

Hala, fin de ladrillo verde :D

Paula dijo...

Bueno...supongo que todos los que estamos en este blog tenemos algo en común que nadie puede negar...y es el amor incondicional a los animales. A mi perrita lady que esta en Argentina, (que ya tiene 10 años) la tiraron a las vias del tren cuando era pequeña dentro de un bolso de deporte, y la nosotros la rescatamos y adoptamos (y es una princesa hermosa), al último perrito que adoptamos ( Valentin) lo encontramos con 20 días aprox) Medía 15 cm porque es muy peque, muerto de frio en la calle( Ni siquiera podía subir a la acera) y con sarna...lo curamos...y lo adoptamos... Tambien está Joaquin ( Mi preferido)...Hijo de unos perros que teníamos en el campo. Su padre era un pastor alemán hermoso...y con un corazón de oro...¿que le pasó? unos ladrones hijos de puta nos entraron a robar, y le pegaron un tiro y lo mataron...Se me deformó la cara de tanto llorar...nunca tuve los ojos tan hinchados...porque era parte de mi familia... Pero en el campo tenemos mas perros....hemos llegado a tener hasta 10...uno a uno aparecian con carita de pena, con hambre de comida...y con hambre de mimos...y los adoptamos a todos... (tenemos en si facil...pero que podemos hacer...si recibimos mil veces mas de lo que les damos, porque son incondicionales...porque nos quieren a pesar de todo...de nuestros defectos, de nuestros errores...porque dan su vida por nosotros sin pensarlo... Como no les vamos a querer...?
Hay gente muy cruel en el mundo...pero tambien hay gente buena...
Y muchos pensarán "que tonta...llora por un perro, se desvive por un perro...y escribe a los perros..." ¿Pero saben que? Me encanta ser asi de tonta y estoy orgullosa de eso...
Pues nada...eso... aqui he abierto una ventanita de mi corazón...

Adelita dijo...

Teclea la Jefa por enésima vez. el router ha decidido fallecer cada vez que doy al botón de publicar, y como no soy previsora para copiar pegar, por si acaso... pues llevo unas 12 horas para contestar ésto.

Sabía que mi galga gorda tenía muy buenos amigos, e intuía, que de la misma pasta eran sus humanos y jardineras.

Gracias a todos vosotros por leer, apoyar... y no juzgar. Es reconfortante saber que ahí, al otro lado, hay bichos y parientes molestándose en perder su tiempo para ver que te pasa, que quieres contar ese día. Y encima animando. Increible ¿no?

Me ha gustado mucho saber de Spooky, del ricitos y de los niños de paula. Por aquí podríamos contar muchas historias similares, porque hace treinta y tantos años que tenemos perros, y siempre en lotes de 4 / 5. Cada uno, pues una película y un mundo. Todos ellos se llevaron un cachito de mi corazón.

En fin, que perdón por la intromisión...

y...

G R A C I A S

Manu dijo...

Lamentablemente esto es así en España, los caprichos, los cazadores, los desaprensivos que no tienen ni remordimientos en abandonar a un perro...


Yo ya lo tengo asumido...La gente no sabe ver lo que los animales de compañía nos pueden dar.

isanet dijo...

estremecedor, sabia q habia maldad pero no te das cuenta de hasta donde llega hasta q no lees historias cm estas. tengo los vellos de punta adelita. q lastima de verdad

Adelita dijo...

(suspiro)

Luna dijo...

(Suspiro)Solo con ver la cara de adelita es como si supiera de que escribes y dice para si misma ay q alivio de tener un hogar.
Nos vemos

cris dijo...

Bueno, yo debo decir con bastante ignorancia que no conocía el problema de los galgos hasta que empecé a ver el blog de Ade. De verdad es admirable lo que hacen ustedes por esos seres maravillosos que con un poco de amor ya son felices. Vivo en una ciudad muy grande y aunque hay perros que están abandonados, no los encuetras tan fácilmente. Yo a mi nano lo compré de unos días nada más, lo elegí y me eligio mirándome con sus ojitos dulces y creo que tiene una buena vida, por lo menos la mejor que yo puedo darle. Quiero repetir que admiro mucho lo que hacés, te felicito y acá nadie puede juzgar a nadie, quienes somos? Seguí así por la vida, con tu conciencia tranquila de ayudar y ver los resultados hermosos de tus cuidados. Desde tan lejos aprecio grandemente lo que hacés. Te felicito de todo corazón. Cris la mama de Nano.

Adelita dijo...

gatita guapa, cris... mi jefa os da las gracias por vuestras amables palabras.